LA VOZ HUMANA: EL INSTRUMENTO MAS COMPLETO.

1.    LA VOZ HUMANA :Es el instrumento más completo, por su belleza sonora y expresión.
                                                     la voz humana consiste en un sonido emitido por el ser humano usando las cuerdas vocales para hablar, cantar, reír, llorar, gritar, etc. es específicamente la parte de la producción de sonido humano en la que las cuerdas vocales son la fuente primaria de sonido.
      El sonido de este instrumento es producido por una columna de aire que es empujada por el diafragma hacia la parte superior de la boca, pasando por la laringe y haciendo vibrar las cuerdas vocales que allí se sitúan para una mejor comprensión.


2.   APARATOS Y/O SISTEMAS QUE AYUDAN A LA PRODUCCION DE LA VOZ

 EL APARATO RESPIRATORIO:
      Cumple dos funciones: primera, la absorción de oxigeno para el organismo, y segunda, el aire respiratorio, en particular el aire espirado, que puede utilizarse para producir la voz, sea para hablar o para cantar. Se compone de vías respiratorias, que comprende las fosas nasales, la laringe, la tráquea y los bronquios, y pulmones.

 EL APARATO FONADOR:
      Por su parte tiene por objeto lograr que el sonido vocal producido, tenga el carácter necesario (vocal).  Es aquí donde realmente se produce el sonido.Los órganos de fonación de la voz humana son los músculos de las mejillas, labios, lengua, el paladar inferior y superior, la úvula, campanilla o galillo, laringe, epiglotis, las falsas cuerdas vocales, las cuerdas vocales, glotis, caja torácica y diafragma.

      EL APARATO RESONADOR:
     Cumple la función de colaborar con la emisión del sonido vocal por medio de las condiciones físicas que ofrece.  Está formado por la boca, fosas nasales y senos óseos.  Según las cavidades que forman el aparato resonador, el aire modifica su vibración en cuanto a la forma de ellas.   Cavidad nasal.   Cavidad torácica.   Senos varios en los huesos de la cara: frontales, para nasales.  Cráneo: aunque no esté hueco, la baja densidad del cerebro hace que pueda actuar como resonador.El buen aprovechamiento de los resonadores naturales le da a la voz potencia, con preferencia al uso de una excesiva de presión de aire (que daría el grito) que puede dañar a las cuerdas vocales. La diversa conformación de los resonadores da a cada voz su timbre particular.El arte del canto está en el control y optimización de la respiración, la fonación y la potencia dada por los resonadores.

4.    TIPOS Y CLASIFICACIÓN DE LAS VOCES
      La voz se clasifica en: voces femeninas (o blancas) y voces masculinas (o graves). Las voces de los niños se consideran también "blancas".Después se clasifican según su tesitura, con lo que tenemos las seis voces principales: Soprano : voz femenina aguda.    Contralto  : voz femenina grave.    Tenor : voz masculina aguda.Bajo: voz masculina grave.Otras voces son intermedias entre las anteriores:    Mezzosoprano: entre soprano y contralto.    Barítono: entre tenor y bajo.Finalmente tenemos otros tipos de voces, muy particulares por ser voces masculinas que utilizan una tesitura aguda:  Contra tenor, falsetista y sopranista.  Castrato.

  CASTRATO :Castrato (del italiano castrato, castrado)[ ]es la denominación que se utiliza para referirse al cantante sometido de niño a una castración para conservar su voz aguda (de soprano, mezzo-soprano o contralto).El término tradicional español (hoy en desuso) referido a estos cantantes era capón. Actualmente se emplea la palabra italiana.La castración consistía en la destrucción o ablación del tejido testicular sin que, por lo general, se llegara a cortar el pene. Mediante esta intervención traumática, se conseguía que los niños que ya habían demostrado tener especiales dotes para el canto mantuvieran, de adultos, una tesitura aguda capaz de interpretar voces características de papeles femeninos.


5.    TÉCNICA VOCAL

      Técnica vocal es el correcto uso del aparato bucal y pulmones para hablar, dar discursos y cantar. (Locutores, oradores, cantantes). La técnica vocal son las diversas formas de utilizar los órganos fonadores para el máximo aprovechamiento de la emisión vocal. Se utiliza para que la emisión tenga un alto rendimiento sin lesionar las estructuras fonatorias que intervienen en el proceso

 6.    FONIATRIA.
      La foniatría es una búsqueda global de todo lo que en el hombre, a través de la voz, concurre a la expresión o la obstaculiza. Los seis aspectos importantes que tenemos en cuenta con relación a la foniatría son: relajación, respiración, resonancia, articulación, impostación, lectura.

RELAJACIÓN: La relajación aplicada a la educación vocal debe entenderse como un entrenamiento en el control del tono muscular, general y particular, obtenido a partir de una práctica personal, mediante la cual el alumno va adquiriendo cada vez mayor autonomía. Mediante el entrenamiento en la relajación, el sujeto puede salir del círculo vicioso de forzamiento vocal, gracias a la adquisición del control de su energía, primera condición de un comportamiento fonatorio adecuado. La relajación se revela muy a menudo, como una práctica sumamente eficaz para ayudar al individuo a encontrar un tonismo muscular adecuado para la fonación, y a su vez, también un equilibrio psíquico.

 RESPIRACIÓN: Actualmente, todos acordamos en la importancia de la respiración en relación a la voz. A través de diferentes ejercicios, se deberá aprender una técnica adecuada a sí mismo en lo que respecta a capacidad, frecuencia respiratoria, regulación del soplo en intensidad y duración; pautas que serán aplicadas en la coordinación vocal.

RESONANCIA: La laringe es la principal fuente de emisión sonora, pero la voz sonaría débil y tenue a no ser por la influencia acústica de las cavidades o estructuras resonantes. La resonancia m un fenómeno de amplificación del tono fundamental emitido en las cuerdas vocales; el cual enriquecido en su trayecto por el mencionado sistema, provee de armónicos que son quienes otorgan el color a cada voz, haciéndola única e irrepetible. La importancia de esta práctica reside en que cada uno conozca sus resonadores, para así poder detectar el uso incorrecto o exagerado de los mismos. Todo esto para poder lograr un correcto proceso de impostación vocal, que consiste en permitir el libre interjuego entre estructuras fijas y móviles, dándole así a la voz un efecto natural.

IMPOSTACIÓN: Impostar una voz es colocarla en la caja de resonancia a fin de que con el mínimo esfuerzo se obtenga el máximo rendimiento fonatorio.El trabajo consistirá en la coordinación de la respiración con la emisión articulada, a la vez que se eliminarán los "vicios" vocales que cada uno trae consigo. Los vicios más notorios son: Ataque vocal brusco; El empleo de la altura tonal conversacional por encima o por debajo de la que es correcta; Asociación tan frecuente de que gritar es hacerlo con voz aguda y hablar bajo es con voz grave; Congestión de cuello y rostro cuando se habla a intensidad media o fuerte; Fijación laríngea y la ausencia del movimiento vascular fisiológicamente necesario. La impostación se basará en despertar sensaciones propioceptivas correctas, para ir configurando un "esquema corporal vocal”. La sensación de apoyo que la respiración otorga a la voz, el uso de una intensidad vocal adecuada, la percepción o localización de las vibraciones sobre las distintas partes del cuerpo; llevarán a obtener el máximo rendimiento fonatorio.

ARTICULACIÓN: La articulación es la suprema cualidad en el arte de la voz hablada. Es ella la que permite ser escuchado y comprendido. La pronunciación exacta de las vocales, la articulación neta de las consonantes, la distinción de cada sílaba, hace perfecta la elocución de cada palabra.La articulación está incluida en la fisiología de la voz y del habla, porque se utilizan los mismos órganos de fonación, y porque a menudo incurren conjuntamente las alteraciones de la articulación, de la palabra y las de la voz.

LECTURA EN ALTA VOZ: La lectura en voz alta exige la posesión de todas las reglas del mecanismo vocal. Para leer bien en público, hay que poseer la técnica de la fonación y la respiración. La pronunciación debe ser perfecta, y es la voz debe estar bien situada, tener buen alcance, timbre e inflexiones convenientes. Para poseer ese dominio vocal, hay que trabajar en distintos registros, velocidades e intensidades. Es decir encontrar el punto medio de entonación y tono que mejor convenga al órgano vocal del lector.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario